Juego sensorial, los trucos que no te han contado.

El juego sensorial es un tema que todo padre primerizo (y no) debería de conocer, curiosamente nunca había hecho una entrada platicando de este tema.

Para conocer el tema lo primero que tienes que recordar es que la información que le llega del ambiente a tu cerebro lo hace a través de los sentidos, nada del ambiente puede entrar al cerebro sin que sea registrado por algún sentido.

Ahora piensa en tu bebé, piensa en la manera en la que explora el mundo y verás que es muy fácil ver que lo hace usando sus sentidos, primero se lleva todo a la boca, eso le da información, por ejemplo, de la solidez, de la temperatura, del sabor, entre otras cosas.

cerebro, tomado de google
Desarrollo del cerebro, tomado de google

Luego ve cómo se puede pasar horas enteras entretenido con alguna textura, algún collar, algún móvil, o lo que sea que tenga al alcance y que pueda ser captado por sus sentidos en desarrollo.

El juego sensorial o mejor dicho los juguetes que estimulan el juego sensorial deben de estar presentes en la vida de tu familia ya que tienen muchos beneficios:

A nivel cognitivo el juego sensorial ayuda o estimula el desarrollo de la observación de la predicción, esto también se deriva en que se estimula la resolución de problemas y la toma de decisiones.

A nivel del lenguaje y lo relacionado con el habla, esto se debe a que al final cuando están jugando se comunican a través de sonidos o si son más grandes a través de frases y oraciones.

Un túnel construido con los cojines de la casa o con toallas y sábanas puede ser el escenario perfecto para jugar y desarrollar el juego simbólico y fomentar la imaginación.

Tomado de google
Tomado de google, juego sensorial

El juego sensorial también tiene un impacto en la dimensión física de la vida de nuestrxs hijxs ya que mejora las habilidades finas; estas habilidades son muy importantes ya que son las que me permiten escribir en un teclado o te permiten coger la pluma y firmar.

Sin embargo, su desarrollo depende de que las habilidades motoras gruesas se desarrollen, de ahí la importancia de jugar con plastilina o con arena.

Dependiendo de la edad en la que estemos situados el juego sensorial también se relaciona con la dimensión de lo social y como va junto con pegado también de lo emocional.

Jugar desarrolla habilidades sociales, permite que los niños vayan creando rutinas en su mente que se traducen en hábitos y comportamientos específicos sobre la comprensión del mundo.

Como ves el juego es importante, pero cuando va acompañado de estimulación sensorial es vital, esto si tomas en cuenta que el cerebro recién nacido no sabe nada de nada del propio cuerpo al que va a dirigir cuando lo coordine y aprenda a comunicarse con él.

Para que veas que no es nada difícil el tema te comparto algunos ejemplos de juego sensorial en algunos sentidos y quieres saber qué juego sensorial te conviene te paso algunas sugerencias:

Vista

Todo lo que puedas hacer con colores, como puede ser hacer sombras contra la pared, pintura digital y usarla no nada más con las manos sino con los pies. Lámparas que puedan tener diferentes colores, entre otras ideas.

Tacto

Todo lo que puedas con textura, esto incluye hasta rompecabezas, mantas con materiales diferentes en su superficie, básicamente todo lo que al tocarlo envíe un mensaje diferente.

Oído

Todo lo que tenga que ver con el sonido, por eso hay que buscar juguetes que emitan diferentes sonidos con diferentes volúmenes.

Después de ver esto probablemente ya puedes ver que has jugado adecuadamente con lo sensorial, sólo es cuestión de que no lo dejes.

De ahí la recomendación de que el uso de la tecnología debe de estar limitada, en verdad que no es correcto que nuestrxs hijxs de menos de dos años ya estén usando una tableta o smartphone.

Lo mejor que podemos hacer para potenciar el desarrollo del cerebro es en sus etapas tempranas exponerlo a diferentes estímulos, pero todos de manera tradicional, es decir, el cerebro no evolucionó para adaptarse a la tecnología.

Lo anterior significa que los niños necesitan movimiento, olores, sabores, texturas, sonidos, todo lo que la naturaleza ofrece con una salida al bosque. Pero en ciudad nos vemos limitados así que podemos aprovechar diferentes actividades como jugar con cosas de cocina (por mencionar algo).

 

 

Si te ha gustado comparte...Tweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someoneShare on Facebook

Deja un comentario