El segundo mes de vida. Los cambios que se dan.

En estos dos meses de desarrollo lo más probable es que ya tengas historias derivadas de la falta de sueño, por ejemplo, la otra noche me hice unas quesadillas –con queso porque soy chilango- y guardé el cuchillo en el refri y el queso lo puse en el fregadero.

Los primeros meses de vida de las bebestias presentan los cambios más evidentes en el desarrollo y los más fáciles de rastrear. Mes con mes verás gracias nuevas y verás cómo el cerebro va logrando emitir conductas que antes eran impensables para tu bebesaurio. 

Así que para que sepas qué esperar en el segundo mes te comparto lo más importante de su desarrollo.

Tu bebé todavía no duerme bien… no me digas Sherlock…  de hecho puede ser que siga con el horario completamente invertido, sólo que ahora te das cuenta de que no nada más no duerme, también ha empezado a estar de simpático.

En este segundo mes los bebés empiezan a emitir sonidos, ya no son una masa que sólo come y llena pañales, ahora también comen, llenan pañales y ¡emiten sonidos!

En este mes deberías ver que el bebé puede mantener la cabeza erguida por periodos más largos, aunque agárralo bien ya que les falla la fuerza constante y de repente se te puede aventar hacia atrás.

Cada día verás que “está más despierto” -¿no es maravilloso que justo cuando lo quieres regalar hace una nueva gracia?- ya empieza a seguir objetos con la mirada, pero muévelos despacio o los pierde de foco.

Lo maravilloso es que empieza a sonreír y te vas a derretir. Esa boquita hermosa que antes sólo servía para llenarte la ropa de leche a medio digerir ahora te va a derretir el corazón y olvidarás todas las friegas que te has puesto… al menos hasta el siguiente pañal.

Se va a mover un montonal, pero parecerá que se mueve como muñeco descompuesto, todavía su cerebro no ha terminado de saber que tiene extremidades entonces hace movimientos poco coordinados, rígidos y bruscos, no te preocupes sólo parecerá un pequeño Chuky que no coordina bien.

Es importante que sepas que a partir de ahora tu bebé debe de dormir boca arriba preferentemente sin almohada y ahora sí no lo puedes dejar sólo porque como se mueve tanto es probable que se gire y se caiga. ¡Aguas!

En este segundo mes le tocan vacunas.  Nuestro país tiene de los mejores esquemas de vacunación del mundo, no vayas a salir con la tontería de no vacunar porque #eresmediopendejo.

Las vacunas que le tocan en este segundo mes son: la pentavalente, Hepatitis B, Rotavirus y Neumococo. Todas van en la misma visita y no pasa nada, sólo considera que deberás estar al pendiente de la fiebre si es que aparece y que ese día probablemente estará incómodo.

Recomendaciones

Si te angustia su desarrollo cerebral como a mí me angustia, hay varias sugerencias que son fáciles y tienen súper impacto en su desarrollo.

  1. Baila con tu bebé en brazos, pon la salsa que más te guste y ¡a pulir el piso! El movimiento, la cercanía, tu voz le gusta a tu bebé.
  2. Sostén el contacto visual. Por favor deja el celular si estás con tu bebé. Mírale a los ojos cada vez que interactúes, sonríe y sé muy táctil. Las caricias son importantes y si no sabes que decir pues le puedes ir diciendo el nombre de la zona que estás tocando.
  3. Muévele las piernas. Obvio con cuidado no se la vayas a zafar, pero muévele el cuerpo, muévele las piernas y los brazos. Esto estimula el cerebro, pero también ayudas con el tono muscular.
  4. Ya puedes empezar a usar sonajas, intenta captar su atención de un lado, luego de otro, luego por arriba de la cabeza, que la siga con los ojos. Claro que se cansará rápido, pero no pasa nada es cosa de respetar su edad.

Son muchos los cambios que hay que ver, lo importante es que estés con tu bebé lo más que puedas. Recuerda que lo que se te pase, se te pasó y nunca volverá.

A veces estarás muy cansado, pero recuerda que es pasajero, que ya llegarán momentos donde estas no sean tus molestias. Si ya estás en este punto sabrás que lo hecho ya no se puede cambiar, así que un poco de resignación e intentar ver lo hermoso de tu bebé.

Si te ha gustado comparte...Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Google+
Google+

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.