50 sombras de… esto es puro abuso

Así como sucede con todo lo comercial en nuestra sociedad, las empresas asumen y delegan la toma de la decisión moral o al menos su juicio crítico a los posibles consumidores, claro está que para que los consumidores puedan ejercer este criterio, pues se necesita educación adecuada, se necesita que en el colegio existan estas materias y el chiste se cuenta sólo. 

La primera cosa que hay que platicar es lo referente al 14 de febrero el famosísimo día del amor y de la amistad, que por cuestiones netamente capitalista se ha convertido o focalizado en el día de buscar el mejor cinco letras y fingir que estamos por encima del promedio mexicano de duración del coito… el promedio de duración es de 22 minutos, por si tenías la duda… no te preocupes el promedio global es de 18 minutos (´ches datos inútiles).

Tomando en cuenta lo anterior justamente y ni me imagino porqué (pongo los ojos en blanco), salió la película de las 50 sombras, dicha película merece un comentario más allá del libro ¿por qué? porque básicamente en este país nadie lee, pero ver televisión o películas ¡uf! Ahora sí estamos hablando de cómo recibimos y replicamos la cultura de esta querida nación.

Si me retorcía de dolor con las canciones de RBD, con esta saga me muevo como almeja con limón, me molesta por dos razones, la primera es porque obviamente nadie respeta la censura (sin considerar que es un tema manejado desde la misoginia), es decir, es para mayores, lo que significa que, supuestamente, existe criterio suficiente para poder distinguir los temas, entender qué es qué y básicamente ver una película o leer un libro que tiene cierto contenido.

Sin embargo, seamos muy honestos, nadie va a respetar esto, el internet ofrece de forma gratuita la película y si no tienes internet por 10 pesos ¡llévelo, llévelo! La adquieres. El problema no es tanto el tema, sino la falta de supervisión en el mismo con la consecuente socialización.

Por ejemplo, no me voy muy lejos, la pornografía aunque todos sabemos que es “actuación” resulta que en los adolescentes genera mayores tasas de enfermedades de transmisión sexual, mayores problemas para relacionarse desde una plataforma afectiva estable y disminuye el uso de métodos anticonceptivos.

¿Por qué sucede esto? Sencillo porque no hay criterio para discriminar los modelos con los que el cerebro va a evaluar las situaciones “amorosas”, por lo que luego intentan hacer lo que ven en la pantalla…con sus lesiones correspondientes…

La segunda razón por la que me molesta es porque la autora escribió la trilogía en menos de un año… ¡menos de un maldito año! Yo llevo más de un año y no acabo el marco teórico de mi tesis… ¡me lleva el demonio!

No soy “moralino” ni siquiera me ruborizo de hablar de estos temas, no me estoy escandalizando por las prácticas sexuales tipo BDSM, después de lo que he escuchado en el consultorio, el BDSM es de lo más natural del mundo y puede ser hasta más intenso emocionalmente y unir más a una pareja que el sexo normalito, con todo y que te avientes el salto del tigre.

El problema es que en la trilogía existe una relación abusiva, porque podemos encontrar acoso, intimidación, aislamiento y si no es poco esto además no se respetan los límites que ella pone… según yo hay un diagnóstico muy certero para esto…

Te dejo dos artículos que creo valen la pena leer para entender más allá de lo que se ve, fueron publicados por el Jacobs Institute of Women´s Health:

“Fiction or Not? Fifty Shades is Associated with Health Risks in Adolescent and Young Adult Females”

‘‘Double Crap!’’ Abuse and Harmed Identity in Fifty Shades of Grey”

Insisto, no es que ataque por atacar o porque sea de derecha, créeme que cuando de estos temas se trata no tengo reparos ni tapujos, solamente el tema está mal manejado y desafortunadamente está presentado de manera que puede tener un impacto mayor (negativo) que una simple historia maleta.

Si te ha gustado comparte...Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Google+
Google+

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.